experiencias

how to say it

Somos Aida y Aldara y en Diciembre estuvimos en un curso del programa Juventud en Acción sobre pedagogía de la educación sexual: “How to say it?” (¿Cómo decirlo?).

La metodología de estos cursos se basa en la educación no formal: trabajo en grupos, participación activa, juegos y energizers, reflexiones grupales,… De esta forma es muy fácil compartir e intercambiar conocimientos y experiencias sobre cualquier tema, en nuestro caso la educación sexual en nuestros países.

Éramos 20 jóvenes de Turquía, Italia, Francia, España, Estonia, Suecia y Hungría con muchas ganas de aprender, compartir e intercambiar ideas, proyectos y experiencias.

Estuvimos durante siete días en una casita en un pequeño pueblo de Alemania: Giessübel. Fue muy bonito poder realizar el curso en Diciembre, todas las ventanas de las casas vecinas estaban iluminadas con la típica decoración navideña y la nieve cubría las copas de los árboles.

Tras las primeras actividades para conocernos, crear un buen ambiente de grupo y acostumbrarnos a hablar en inglés, comenzamos a trabajar sobre la educación sexual.

Compartimos las diferentes leyes, servicios y recursos que cada país ofrecía sobre educación sexual, especialmente a la gente joven. Esta actividad fue muy muy fructífera, pudimos trasladar nuestras perspectivas a nivel internacional y ver las diferencias y similitudes entre países.

Tras acercarnos a la historia de la educación sexual y su contexto en Europa, practicamos y reflexionamos sobre distintos métodos para trabajar educación sexual con jóvenes: juegos, grupos de reflexión, preguntas y respuestas divididos por géneros, actividades artísticas… Estos métodos sirven para trabajar la sexualidad y la afectividad estimulando un espacio para hablar y compartir a diferentes ritmos.

Finalmente tuvimos un espacio para crear nuevas relaciones y posibles proyectos entre las diferentes organizaciones del curso.

¡Pero no todo era trabajar! Cada tarde, al finalizar las actividades, pudimos disfrutar de una fiesta intercultural (mucha comida, bebida, bailes tradicionales…), noche de cine, juegos y, por supuesto, la fiesta de despedida. También tuvimos tiempo para visitar la ciudad más cercana y su mercado navideño y para tomarnos una cerveza local alemana en el único bar del pueblo.

¡Hemos aprendido mucho, hemos compartido mucho y hemos conocido a mucha gente estupenda!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s